Remembranzas

Share

Nuestro mariachi

Por Leticia Perlasca Núñez

El pasado 21 de enero se conmemoró el Día Internacional del Mariachi, el grupo musical más representativo de México ante el mundo.

El mariachi está considerado por las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencias y la Cultura (UNESCO) como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad desde el 27 de noviembre de 2011.

Cabe recordar que Silvestre Revueltas, Manuel M. Ponce, Blas Galindo y José Pablo Moncayo, entre otros destacados directores de orquesta y compositores, incorporaron rasgos de la música del mariachi en sus obras, como Sones de mariachi y el tradicional Huapango, entre muchas otras piezas emblemáticas que han sido interpretadas por la Orquesta Sinfónica Nacional.

El aporte del investigador del INAH, Jesus Jauregui al estudio del mariachi se plasma en un libro bien detallado titulado “El mariachi: símbolo musical de México”.

Podríamos decir que la obra básicamente muestra antecedentes, filología, simbología, transregionalización, polémica y moderniza­ ción de una tradición. Habla de una conducta social consagrada, porque ritual no es tan sólo lo religioso sino también lo no religioso

El libro de Jáuregui refuerza lo que muchos etnomusicólogos ya habíamos intuido, en el sentido de que la guitarra por sí sola no representa al mariachi, aún cuando en algunas películas modernas se nos muestre al instrumento solo como para simbolizar toda una tradición.

El libro pone especial énfasis en la imagen que la mayoría de los mexicanos tenemos al respecto del mariachi asociado a la “canción vernácula” como un componente inseparable de dicha tradición, y esto especialmente por la influencia que tuvo el cine mexicano de los años cincuenta y sesenta.

La triste realidad hoy en día, es que la pandemia ha golpeado fuertemente a las agrupaciones del mariachi, lo cual ha reducido su trabajo hasta en 50 por ciento en los últimos dos años cuando comenzaron las restricciones sanitarias. Promovamos al mariachi, apoyemos y contratemos un buen mariachi, siempre valdrá la pena conservar nuestras ricas tradiciones musicales.

@PerlascaLety

Fb Leticia Perlasca

Leave A Reply