Parque Juárez

Share

Calentar ánimos para la inservible consulta

 

Por Mónica Camarena Crespo

 

El presidente Andrés Manuel López Obrador busca calentar el ánimo del pueblo para asegurar los votos que se requieren en la inservible y costosa consulta popular; quedó de manifiesto en la reciente gira a Veracruz, un estado que le interesa mucho.

 

Otras recientes señales son claras y hasta obvias. Traer de regreso el lamentable caso de espionaje en México durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, no es otra cosa que buscar calentar los ánimos de la gente, a pocos días de la inservible consulta popular que no llevará a ningún actor político del pasado a la cárcel.

 

Como lo hemos repetido en este mismo espacio, si se quisiera sacudir el “avispero corrupto” del pasado, solo basta con interponer denuncias sólidas y que las autoridades correspondientes apliquen la ley.

 

Pero no, fue el propio presidente Andrés Manuel López Obrador quien confirmó que por el tema Pegasus no se van a presentar denuncias, entonces ¿Para que discutirlo, exhibir a los autores intelectuales y dar a conocer el derroche de recursos para tal fin?.

 

Simple y sencillamente, porque abona para que el pueblo recuerde a los malos gobierno del pasado inmediato y a quienes, si quisieran en la 4T, podrían fácilmente hacerlos responsables de presuntos delitos y llevarlos a la cárcel, tomando en cuenta que aún no prescriben las acciones que hayan ejecutado.

 

Con el expediente de Pegasus y los miles de millones que presuntamente utilizó el gobierno de Peña Nieto para espiar a sus adversarios, bastaría para traer de regreso al ex presidente y varios de sus colaboradores.

 

Cuando hay la intención de limpiar y respetar la justicia, no se requiere hacer una consulta popular para que el pueblo decida a quién juzgar, basta con los jueces.

 

AMLO no puede ocultar el pacto que tiene con Enrique Peña, de lo contrario, el caso Emilio Lozoya no seguiría en el sueño de los nada justos y con un expediente frenado por la propia Fiscalía General de la República (FGR).

 

El caso Pegasus es un cerillo más para encender el ánimo de la gente y provocar a que participen en el remedo del “circo, maroma y teatro” que será la Consulta Popular, en la cual nadie debería emitir su voto.

@monicamarena

 

Leave A Reply